Artículos En Español

PRIVILEGIO POR PARTIDA DOBLE: MICHAEL TILSON THOMAS AL FRENTE DE DOS ORQUESTAS DIFERENTES

Written By Sebastián Spreng
November 8, 2022 at 3:55 PM

Michael Tilson Thomas.  Fotografía: Rui Dias-Aidos (cortesía de NWS)

No se valora lo que se tiene hasta que se pierde, es una historia que se repite pero que nunca está de más recordarla. Y en ese sentido, más allá de algunos contados éxitos, Miami testimonia pérdidas irreparables en el campo de la música clásica donde el gran perdedor ha sido la audiencia. 

Por eso, dadas las circunstancias de salud que sobrelleva valientemente, la doble reaparición en Miami de Michael Tilson Thomas al frente de dos orquestas y en dos conciertos separados por apenas una semana debe valorarse como un privilegio por partida doble. 

Ambos acontecimientos gozaron de la amplia acústica del Knight Hall del Arsht Center a pesar de no verse colmado como debió. Haciendo gala de buen humor, el creador de la New World Symphony lideró a su academia orquestal americana en repertorios en los que ostenta indudable afinidad y autoridad. 

Su lado ruso se hizo patente en la velada Rachmaninoff con un monumental Yefim Bronfman a cargo del “Tercer Concierto para piano, una de sus especialidades, donde tanto pianista como director se sacaron chispas. Arduo “caballito de batalla” si bien trillado, es un concierto que en manos de ejecutantes de este calibre gana frescura; siempre hay un nuevo rincón a iluminar y el ímpetu ultra romántico acabó por invadir la sala como un tsunami sonoro provocando el justificado delirio del público. No vale la pena diseccionar el trabajo de Bronfman, fue monolítico en reciedumbre, efecto y resultado. 

En la segunda parte, el flamante Director Laureado de la NWS, brindó una lectura contenida de la “Segunda Sinfonía” del compositor, reservando el apropiado fuego para el último movimiento que concluyó esta velada de aristas singulares iniciada por la breve pero conocida “Aguas Primaverales” a cargo del siempre confiable Chad Godman, fellow de dirección orquestal de la NWS.

Después de dos años de ausencia, el regreso de la Cleveland Orchestra al Arsht Center brindó para el primer programa de su “residencia invernal” dos atractivos destacables con un concierto de ribetes tan inusuales como espectaculares. 

En primer término la dirección de Michael Tilson Thomas que brindó incentivo especial a una audiencia acostumbrada al director titular (Franz Welser-Most) así como la posibilidad de asistir al rendimiento de tan venerable orquesta bajo una batuta de estilo y características diferentes. Por si esto fuera poco, la división de tareas al compartir el escenario con becarios de la New World Symphony, dándose una fascinante paridad por instrumento, motivando a cada becario la oportunidad de lucirse a la par de sazonados instrumentistas de una de las mejores orquestas del mundo.

La obertura a “Benvenuto Cellini” mostró el ímpetu berlioziano en esta a pieza ideal para “calentar los motores” con destacadas contribuciones de bronces y maderas aportando sensualidad a la par del poderío requerido. Asimismo, la “Fantasía para piano y orquesta” de Debussy señaló la chance de conocer una obra de juventud injustamente dejada de lado; composición que sin llegar a las alturas posteriores no deja de ser tanto rareza como eslabón notable en el desarrollo de la maduración del gran impresionista francés. Como al contemplar un Cézanne o un Monet temprano, se adivinan deliciosos los rasgos que imperaron en el Debussy maduro, alejado de Chausson o Franck. 

Sometida a diversas revisiones desde el momento de su publicación contó esta vez con una edición del mismísimo Michael Tilson Thomas abocada a balancear y enriquecer la frondosa orquestación debussyana. Fue solista de quilates el americano George Li que a los veintisiete años goza de bien ganada reputación internacional, aportando claridad y limpidez, sin nunca faltar la elegancia de rigor.

George Li fue acompañado por un festivo Michael Tilson Thomas en el “Rondo en Re mayor” a cuatro manos de Schubert. Fotografía: Rui Dias-Aidos (cortesía de NWS)

Como bis por cierto insólito, George Li fue acompañado por un festivo Michael Tilson Thomas en el “Rondo en Re mayor” a cuatro manos de Schubert, que resultó tan encantador como había sido una semana antes otro festejado bis del director acompañando a Bronfman en el tercer movimiento de la “Sonata K.381” a cuatro manos. 

La expectativa no fue defraudada con la segunda larga sección, plato fuerte del programa. Contemporánea de la “Fantasia (1890)” previa, la “Primera Sinfonía” (1888) de Mahler marcó el cenit de ambas noches. De hecho, cumbre apetitosa fue reunir una orquesta poseedora de sólida tradición mahleriana desde los tiempos de Georg Szell y Lorin Maazel con uno de los mahlerianos más eminentes de su generación, recuérdese que MTT grabó la integral de sinfonías del compositor con su Orquesta de San Francisco.  

Haciendo honor al mote (“Titán”) de la sinfonía, MTT la encaró con energía titánica y lírica introspección amén de una obvia familiaridad con la obra. Así como con su versión de la “Quinta” la pasada temporada con la NWS, su enfoque parecería haber tomado otro rumbo, emergiendo más cálido y delicado que en años anteriores. Cierta refinada, antigua distancia ha dado paso a un bienvenido juego liberador donde se lo aprecia con envidiable serenidad y soltura, más allá de toda concesión, recreando un Mahler distintivo y significativo. 

Cada movimiento llevó la impronta requerida y si bien toda la sinfonía trazó el arco primaveral heroico que le es esencial, fue el tercer movimiento una comunión sublime entre director y orquesta; campestre pero a la vez con impagable sabor vienés, emocionante en la sedosidad de las cuerdas donde emergieron una y otra vez las “Canciones de un compañero de viaje” tan caras al espíritu mahleriano. Un inolvidable momento musical que coronó ambas veladas. Doble ganancia y doble memoria para atesorar.

ArtburstMiami.com es una fuente sin fines de lucro de noticias sobre teatro, danza, artes visuales, música y artes escénicas. Suscríbase a nuestro boletín y nunca perderá un artículo.

 

latest posts

LA OLA DE MIAMI: RETRATO DE FAMILIA CON ART BASEL DE FO...

Written By Jose Antonio Evora,

“Miami Creative Movement” se llama la exposición del Centro de Comunicación Visual, que dirige Barry Fellman, en pleno corazón de Wynwood.

BRIGID BAKER, “ABRACADABRA” Y EL ARTE DEL ENCANTAMIENTO

Written By Orlando Taquechel,

Su trabajo más cercano a la perfección desde “Crown” y el más bello desde “Remain in Light”.

FLAMENCO DE GIRA: FARRUQUITO Y JOSÉ ALMARCHA SON OVACIO...

Written By Orlando Taquechel,

Dos espectáculos procedentes de España centralizados por artistas con muchos seguidores en el sur de Florida.