Artículos En Español

LORCA Y LA HONESTIDAD QUEER DE MARCO FLORES EN “MILONGA, SONATA Y PLATA”

Written By Orlando Taquechel
May 19, 2022 at 3:34 PM

Marco Flores y José Almarcha en “Milonga, Sonata y Plata”. Fotografía: Kevin Alvarez (cortesía de FUNDarte Inc.)

El festival Out in the Tropics, que organiza cada año FUNDarte bajo la dirección de Ever Chávez, presentó “Milonga, Sonata y Plata”, una puesta en escena del reconocido bailaor y coreógrafo gaditano Marco Flores (Arcos de la Frontera, 1981), como la última oferta de danza de su exitosa edición 2022.

El lugar escogido para la función fue el Miami-Dade County Auditorium (MDCA), un coliseo que se encuentra experimentando un verdadero renacimiento al cobijar propuestas escénicas de todo tipo.

MDCA puede transformar su escenario habitual en una caja negra de 250 asientos -propiamente llamada On Stage Black Box – y hacer de esta un lugar ideal para que la “danza de autor” que se presente en Miami pueda tener un encuentro íntimo con el espectador interesado en el arte de vanguardia.

Proyectar una intimidad desenvuelta y divertida es lo que intenta Flores con su “Milonga, Sonata y Plata”, que protagoniza junto al excelente guitarrista y compositor José Almarcha.

Según la información en la nota de prensa divulgada por FUNDarte, “la obra nos adentra en un mundo de fantasía donde las palabras y la música más emblemáticas de la Edad de Plata española arropan al bailaor en su recorrido coreográfico”. La Edad de Plata fue un período de florecimiento artístico en la península ibérica que tuvo lugar entre 1902 y 1936, año del inicio de la Guerra Civil.

José Almarcha (sentado) y Marco Flores (de espaldas) intercambian miradas. Fotografía: Kevin Alvarez (cortesía de FUNDarte Inc.)

“Milonga, Sonata y Plata” incluye música y textos de Antonio José Martínez Palacios, Sabicas, Manuel de Falla, Enrique Granados, Federico García Lorca, Domenico Scarlatti y Leonard Cohen. Tiene también música original del propio Almarcha.

Ante la ausencia de un programa de mano que pueda sugerir algo diferente, usted se ubica mentalmente en esa época y se dispone a disfrutar de “Milonga, Sonata y Plata” a través de su música.

Tal vez le parezca reconocer lo que es de Sabicas, y lo que compuso Martínez Palacios, pero la presencia de Scarlatti y Cohen entre los compositores y el intercambio de miradas entre Flores y Almarcha, le hace sospechar que aquí hay algo más. ¿Es “Milonga, Sonata y Plata” una comedia romántica flamenca sobre una pareja gay?

Todo es posible. Al fin y al cabo, Manuel Liñán acaba de anotarse un triunfo enorme en el Arsht Center con un show drag flamenco y como afirma Fernando López Rodríguez en su bien documentada “Historia queer del Flamenco” (Editorial EGALES, 2020), “el movimiento feminista y LGTBIQ español está transformando positivamente el mundo del flamenco”.

Marco Flores y José Almarcha, en un momento de agresión física sugerida. Fotografía: Kevin Alvarez (cortesía de FUNDarte Inc.)

Nada de lo que ocurre en escena parece tener mucho que ver con lo que escuchamos, y la música funciona mejor como banda sonora para acompañar el coqueteo puesto en marcha por el bailaor, la aceptación de sus avances por el guitarrista, el drama del primero en el rol de amante “mártir” fingiendo estar dormido, la escena de agresión física sugerida que estimula la intimidad, y la búsqueda de un encuentro casual para remendar una autoestima hecha pedazos.

Para completar, el devastador “Take this Waltz” de Leonard Cohen proporciona un remate erótico, resignado y triste, a lo que parece ser una aventura amorosa sin happy end. Por supuesto, los que conocen la historia detrás del poema original de Lorca (“Pequeño vals vienés”, 1931) saben de antemano que “Take this Waltz” es una canción sobre un amor frustrado.

Definitivamente, no se riega un jardín artificial -que ha estado presente todo el tiempo- y el agua que Almarcha derrama sobre Flores es ese jarro de agua fría que te cae encima cuando te dicen “ya crece, ¿no?”.

Marco Flores, al frente. En el fondo, (de izquierda a derecha) el jardin artificial, José Almarcha y la silla que utiliza al sentarse a tocar la guitarra. Fotografía: Kevin Alvarez (cortesía de FUNDarte Inc.)

Solo entonces usted se da cuenta que el aparente distanciamiento actoral de Almarcha es en realidad el desgano del amante condescendiente que, simplemente, se deja llevar.

Y descubre que el grito “¡dame algo de Scarlatti!” que Flores dirigió antes al encargado del sonido, tras haber sido rechazado por un miembro de la audiencia, es el reclamo del duende de Lorca pidiendo morada. Buscando refugio en los recuerdos del proceso de montaje de la aleluya erótica “Amor de Don Perlimplín con Belisa en su jardín”, donde el poeta granadino utilizó las sonatas para clavecín de Scarlatti como interludio musical.

Y recuerda que Martínez Palacios murió fusilado por un pelotón falangista en 1936, igual que Lorca. Y que Manuel de Falla era su amigo.

De repente, usted comprende que las referencias a Lorca son las portadoras del verdadero significado de todo lo que hemos visto, y siente la imperiosa necesidad de volver a ver “Milonga, Sonata y Plata” para disfrutar a plenitud de las claves recién descubiertas.

Ya es muy tarde para eso y la función ha terminado. Pero como usted está seguro de haber presenciado algo especial, se pone de pie y premia con su aplauso entusiasta la honestidad queer de Flores, la complicidad de Almarcha y el acierto de FUNDarte al invitarlos. Para después abandonar el teatro con la intención de buscar el poema de Lorca, por supuesto.

No hay duda alguna, “Milonga, Sonata y Plata” es uno de esos espectáculos que dejan huella.

ArtburstMiami.com es una fuente sin fines de lucro de noticias sobre teatro, danza, artes visuales, música y artes escénicas. Suscríbase a nuestro boletín y nunca perderá un artículo.

latest posts

ÓPERA Y CANTO LÍRICO EN LA TEMPORADA 2022-23

Written By Daniel Fernández,

La música vocal en Miami renace con todas sus fuerzas.

C4 TRÍO PRESENTARÁ SU SONORIDAD ÚNICA EN BAROQUE JAZZ C...

Written By Jesús Vega,

“Aunque no somos netamente folclóricos, el elemento folclórico está presente en nuestra música”, afirma Héctor Molina.

EL XVI FESTIVAL DE CANTE FLAMENCO: LA PROMESA DE UN ENC...

Written By Orlando Taquechel,

Las funciones del festival son algo que tienen que hacerse “en plan puro”, afirma Paco Fonta.