Artículos En Español

Charla Via Zoom del Artista Federico Uribe

Posted By Jose Antonio Evora
January 19, 2021 at 6:42 PM

“Arrecife de coral plástico”, instalación con objetos de plástico reciclado.
Fotografía: Arts Means Business (cortesía).

“Nadie realmente tiene un retrato de alguien más”, dice el artista colombiano radicado en Miami Federico Uribe. “Cada retrato es un autorretrato”.

Uribe dará una charla vía internet y responderá preguntas de los que se conecten el jueves 11 de febrero, entre 6:00 pm y 7:00 pm, como parte de la serie Arts Means Business (Las Artes Son un Negocio), que auspicia la organización no lucrativa de Broward Business for the Arts.

“La forma de construir revela la naturaleza del constructor”, añade el artista. “Revela su compulsividad, la velocidad de su ejecución, los patrones del proceso”.

“Retrato de Maluma”, hecho con “basura plástica”, según el propio artista, que tomó la foto en plena faena especialmente para Artburst Miami.

Antes de la charla virtual, Uribe estará apoyando el jueves 28 de enero a su compatriota, el compositor y cantante Juan Luis Londoño Arias, Maluma, con una instalación en un almacén de Wynwood localizado en el 2534 North Miami Avenue.

“Maluma va a celebrar su cumpleaños, y él ahora quiere dedicar su energía y su plata a la conservación del medio ambiente”, cuenta Uribe. “Entonces va a lanzar este disco públicamente, y va a usar mi trabajo para eso”.

Uribe cuenta que ha venido montando una exposición en un área de 18 mil pies cuadrados en el local de Wynwood, “una instalación enorme que tiene animales y árboles y lluvia y sol, un lago; un arrecife de coral de plástico”.

En uno de los videos que pueden verse en su sitio de internet, el artista habla de pintarse a si mismo como un árbol o como un animal.

Federico Uribe. Fotografía: Arts Means Business (cortesía).

“Es una idea mucho más sencilla de lo que parece”, explica Uribe en entrevista con Artburst Miami. “Todos los artistas se autorretratan; entonces, si pintan un árbol se autorretratan como un árbol. No creo que sea una condición excepcional mía; creo que todos los artistas se autorretratan aunque estén pintando piedras. Incluso en los géneros teatreros: uno usa anécdotas o cosas que le interesan para hablar de su propia historia y de su experiencia vital”.

“Mi trabajo puede ser entendido como una visión romántica del medio ambiente, pero en realidad estoy autorretratándome en esas ansias por una vida mejor; mi propia percepción filosófica de la naturaleza y del amor en general”, continúa diciendo.

Nacido en Bogotá, Uribe se graduó en la Universidad de los Andes y en 1988 fue a Nueva York para continuar estudiando bajo la supervisión de Luis Camnitzer. Completaría su formación académica en Cuba, México, Rusia y Gran Bretaña antes de establecerse en Miami.

Incluso sus piezas “bidimensionales” tienen mucho de esculturas, porque trabaja con objetos reciclados como zapatos, tornillos, palas y lápices, que usa tanto en cuadros como en instalaciones. Con los lápices ha establecido prácticamente una técnica, el “pencillism” (algo así como “lapicismo”), endeudada, admite, con el puntillismo de neoimpresionista Georges Seurat.

“De ahí salió la idea”, dice, refiriéndose a la técnica del pintor francés de la segunda mitad del siglo 19. “Un lápiz es esencialmente una línea dura del color; así como los puntillistas construían con [puntos], yo construyo con pedacitos de lápiz; soy un artesano sofisticado, no sé si soy un artista”.

Obra de Federico Uribe utilizando la técnica llamada “pencillism”, hecha con lápices. Fotografía: Captura de pantalla (cortesía del sitio web del artista).

Subraya que para él la factura es un factor muy importante de su trabajo.

“Para mí esa parte de construir bien hecho y limpio y perfecto es fundamental, entonces asumo que esa parte artesanal es una parte fundamental de mi trabajo”, explica. “Me parece aburridísimo el arte conceptual porque, entre otras cosas, me parece casi siempre mal hecho”.

Hay algo en el tiempo de la vida que uno le entrega al trabajo artístico, apunta Uribe. “En los objetos hiper manufacturados que construyo se nota el amor con que me entrego a esto, a esta idea, a esta intención de conmover a la gente sobre la conservación de la naturaleza”.

A la pregunta de por qué la recurrencia de los tornillos (screw en inglés), responde que son solo una serie larga, “Everybody Gets Screwed”, traducido en su página de internet como “Todo el mundo se echa a tierra”.

“Todo el mundo se echa a tierra” (Everybody Gets Screwed). Fotografía: Captura de pantalla (cortesía del sitio web del artista).

“Ahora trabajo más con balas, cables, lápices, un montón de materiales; los tornillos en realidad no los estoy usando”, responde. “En diferentes momentos uso diferentes objetos, y a veces vuelvo a algunos”.

Más que esculturas, asegura, construye experiencias. “No es que cada objeto que hago sea una experiencia: las que son experiencias son esas grandes instalaciones”, manifiesta Uribe. “Los humanos tumban árboles para fabricar libros; yo desarmo los libros para construir árboles. La gente mata los animales para hacer zapatos; yo desarmo los zapatos para hacer animales; la gente tira plástico al mar, yo reconstruyo el mar con plástico”.

Video: “Me encanta la idea de crear más que esculturas, de crear experiencias” afirma el artista en este video.  Federico Uribe: Fantasy River at the Hudson River Museum. 

 

Mientras hablamos escucho el sonido de una pistola neumática, y le pregunto en qué pieza trabaja.

“Es un retrato de Maluma hecho con basura plástica”, responde. “Será la cubierta de su próximo disco, y harán una subasta internacional del retrato en beneficio de su Fundación”, El Arte de los Sueños.

Si tuvieras que elegir tres maestros entre todos los artistas que han influido en tu formación, ¿cuáles serían?, vuelvo a preguntarle. Uribe contesta sin pensarlo mucho: Caravaggio, Miguel Angel Buonarroti y Tiepolo.

“Palma” del jardín de herramientas de jardinería. Fotografía: Captura de pantalla (cortesía del sitio web del artista).

“Soy muy mal testigo de arte contemporáneo, no leo revistas de arte contemporáneo; veo las [exposiciones] cuando me toca verlas, pero no leo los letreros”, abunda Uribe. “Voy al museo, claro, y si me interesa lo miro, pero [generalmente] no veo de qué se trata ni quién lo hizo”.

Aun así, menciona tres nombres de artistas contemporáneos: Theo Jansen, el fotógrafo Vik Muñiz y el chino Cai Guo-Qiang, conocido por sus trabajos con fuegos artificiales.

En su página web, cuando habla de los torsos, Uribe plantea casi una poética de como hace las cosas.

“Sílfides” Fotografía: Captura de pantalla (cortesía del sitio web del artista).

“Reutilizar el lugar común es fundamental para mi obra de arte”, subraya. “Los objetos se eliminan de su propósito práctico al ser reensamblados en nuevas formas, dejando solo el color, la forma y la textura de los objetos originales. Al reciclar formas aparentemente aburridas, espero volver a despertar una apreciación de su belleza como si estuvieran siendo vistas por primera vez”.

Conversatorio vía Zoom con el artista colombiano radicado en Miami Federico Uribe como parte de la serie “Arts Means Business”. Jueves 11 de febrero, de 6:00 pm a 7:00 pm. Aunque el acceso es gratuito, los interesados deben remitir su solicitud por email a más tardar el miércoles 10 de febrero a rvegas@bfabroward.org, y por esa misma vía recibirán la clave de acceso. Más información sobre el artista en http://federicouribe.com/

ArtburstMiami.com es una fuente sin fines de lucro de noticias sobre teatro, danza, artes visuales, música y artes escénicas. Suscríbase a nuestro boletín y nunca perderá un artículo. 

latest posts

Arts Ballet Theatre of Florida y la historia de un ball...

Posted By Orlando Taquechel,

A 132 años de su estreno, “Fairy Doll” sigue siendo una excelente opción de entretenimiento.

Global Cuba Fest regresa con un evento presencial en No...

Posted By Jesús Vega,

“Quisimos traer una nueva energía a la ciudad que no fuera los años 50”, afirma Ever Chávez.

Dimensions Dance Theatre of Miami regresa renovada, exu...

Posted By Orlando Taquechel,

Una obra de repertorio, dos estrenos para la compañía y un estreno mundial.