Artículos En Español

Brigid Baker y el sonido de las sonrisas

Posted By Orlando Taquechel
November 6, 2019 at 4:58 PM

La excepcional compañía de danza contemporánea brigid baker wholeproject estrenó con éxito“Remain in Light” el fin de semana pasado en el On.Stage Black Box Theatre del Miami-Dade County Auditorium (MDCA) y el resultado superó ampliamente las expectativas.

La más reciente creación de su directora, la vanguardista Brigid Baker, inspirada en el álbum homónimo del grupo Talking Heads – del que utiliza solo cuatro canciones – resultó ser todo lo que se esperaba que fuera como obra coreográfica de autor – sui generis, de estilo distintivo, fácilmente identificable – pero es también una puesta en escena que llama la atención por otras muchas razones.

“Remain in Light” es una instalación y un espectáculo multimedia, un ejercicio nostálgico y un recordatorio. Es un llamado a la acción y ofrece material para la reflexión – food for though dirían en inglés – dirigido a aquellos que todavía se resisten a luchar por salvar el planeta del deterioro ambiental que le agobia.

Pero no hay que asustarse, porque “Remain in Light” es además una propuesta juguetona, divertida, placentera y entretenida. Es un espectáculo apropiado para toda la familia.

Con “Remain in Light” los abuelos revisitan un mundo amablemente embellecido por la pátina del tiempo donde existía el amor sin la preocupación del SIDA y los padres comprueban la vigencia de las letras de David Byrne (“Remain in Light” no tiene argumento pero contiene una línea temática portadora de un subtexto político que es imposible ignorar).

Por su parte, los más jóvenes – de edad o de espíritu – pueden disfrutar de los colores, los videos submarinos con animales majestuosos, el juego con las palas de arena, los zapatos que brillan en la oscuridad y el recorrido en patineta de Isaiah Gonzalez, que para los mayores debe funcionar igualmente como un recordatorio de todas esas cosas que tenemos la oportunidad de hacer “una vez en la vida” (“Once in the Lifetime” es el título de una de las canciones utilizadas).

“No heredamos la Tierra de nuestros antepasados, la tomamos prestada de nuestros hijos”, dice el proverbio.

Por todo lo anterior, “Remain in Light” no admite una reseña de rutina porque es un trabajo monumental en términos de significado que merece ensayos individuales sobre la coreografía, los bailarines y el talento de Brigid como curadora del playlist utilizado.

Así las cosas, este texto es apenas una colección de notas escritas todavía bajo el efecto embriagador de una noche de estreno mágica en la que por momentos era posible escuchar el sonido de las sonrisas de los complacidos espectadores. La risa es ruido pero la sonrisa es expresión de aprobación.
En alguna ocasión George Balanchine dijo “mira la música, escucha el baile”y Brigid Baker parece decirnos ahora “mira el silencio, escucha las sonrisas”.

Por suerte, “Remain in Light” – completo o en partes, porque cada una de sus secciones tiene además vida propia – va a regresar a escena con frecuencia y nos permitirá enriquecer el comentario crítico de hoy.
Desde el punto de vista coreográfico, “Remain in Light” tiene el rigor al que Brigid nos tiene acostumbrado – indispensable para conseguir esa impresión de simplicidad que la caracteriza – que en este caso se aplica al logro de una ejecución suelta y resuelta. Ninguna otra coreografía reciente, ni siquiera la exquisita “Big Beautiful”, la ha mostrado tan llena de vida.

En ese contexto, es probable que una de las preocupaciones en la mente de los presentes haya sido como Brigid iba a poder distanciarse del paroxismo presente en la emblemática coreografía de Toni Basil para el video de “Once in a Lifetime”. Es un gusto enorme reportar que lo consigue sin dificultad alguna al transformar el sermón en bienaventuranza.

Los bailarines de brigid baker wholeproject son todos magníficos y “Remain in the Light” es un trabajo grupal, pero aún así es posible apreciar los talentos individuales de Meredith Barton, Liony Garcia, Isaiah Gonzalez, Nadina Liberatore, Amy Trieger y Juliana Trivino, que muestran cuerpos completamente investigados y rebosan destreza física y mental.

Las canciones de Talking Heads son presentadas en el mismo orden en que aparecen en la cara A del álbum original. Las letras de las dos primeras (“Born Under Punches (The Heat Goes On)” y “Crosseyed and Painless”) fueron escritas por David Byrne y Brian Eno; “The Great Curve” y “Once in a Lifetime” fueron escritas solo por David Byrne; toda la música es de Byrne, Eno, Chris Frantz, Jerry Harrison y Tina Weymouth.

Antes de comenzar la función los intérpretes ubican las piezas de la instalación mientras escuchamos la canción “Eternity” procedente del álbum ‘Mummer Love’ (2019), una colaboración entre Soundwalk Collective y Patti Smith.

Definitivamente, hay que prestarle atención a las letras.

Durante el show se intercalan videos muy breves cuya banda sonora complementa y agrega otro nivel de lectura a “Remain in Light”: Angelique Kidjo interpreta “Overload”, otra canción de Byrne que aparece en la cara B del disco; Frank Sinatra actúa con maestría “How Deep is the Ocean”, una melodía escrita por Irving Berlin en 1932; Joni Mitchell derrocha esperanza y positividad en “Woodstock” y como colofón, Bob Dylan conmueve hasta las lágrimas al platicarnos “Some Enchanted Evening” del musical “South Pacific” (la música es de Richard Rodgers y la letra de Oscar Hammerstein II).

Sinatra y Dylan aportan dos de los mejores momentos de “Remain in Light”. Bueno, no podía ser de otra manera.

La interpretación relajada que hace Sinatra de “How Deep is the Ocean” mientras lo sentimos descender a las profundidades del mar y el tono increíblemente bajo del saxofón que utiliza el arreglo de 1960 concebido por Nelson Riddle para el álbum “Nice ‘n’ Easy” siguen siendo una combinación insuperable por su poder persuasivo.

El “Some Enchanted Evening” de Dylan funciona a la perfección como un epílogo que permite individualizar el conflicto y nos hace comprender las intenciones de Brigid en su totalidad.

“Some Enchanted Evening” puede ser para algunos simplemente un comentario sobre lo encantadora que ha sido la función – no hay duda alguna al respecto – aún cuando las imágenes relajantes de un pulpo camuflándose como paracaídas en las profundidades del océano sorprendan como cierre. ¿Terminar una obra de danza sin los bailarines en escena?

Pero Brigid sabe lo que hace y lo que ha hecho es regresarnos al punto de partida con el objetivo de recuperar nuestra completa atención para el mensaje central de “Remain in Light”: la necesidad de transformar nuestra relación con el mundo natural que nos rodea.

En resumen, permanecer en la luz.

Foto: Meredith Barton, Amy Trieger y Juliana Trivino (al frente) de brigid baker wholeproject en “Remain in Light”. Fotografía: oui collective (cortesía)

latest posts

Doral expone en parques públicos esculturas monumentale...

Posted By Jose Antonio Evora,

“A veces una pintura me sugiere una escultura, y al revés”, dice Valdés.

Teatro cubano… punto de partida del teatro en español e...

Posted By Wilfredo Ramos,

Para acercarnos al teatro realizado en la lengua de Cervantes en Miami, nos vemos en la necesidad de hablar de exilio.

Molière en teatro virtual de la mano de NWSA 

Posted By Jose Antonio Evora,

“Aquí yace Molière, el rey de los actores. Ahora está haciendo de muerto, y de veras que lo hace bien”.